Noticias

Fertilizantes orgánicos vs minerales

Rate this post

Cuando un cultivador comienza su primer cultivo, generalmente suele desconocer entre los tipos de fertilizante que tenemos al mercado, por lo que suelen recurrir al consejo de cultivadores hasta que poco a poco acaban contando con los conocimientos necesarios. La mayoría suele tener dudas entre si seleccionar un fertilizante químico o uno orgánico, ya que al no conocer su Conocer bien los fertilizantes que vas a utilizar es fundamental para obtener una buena cosecha, ya que todas las gamas suelen presentar líneas muy similares, pero es importante saber para qué etapa de la planta sirve cada bote, cuál es su función, con que otros abonos podemos o debemos combinarlos y la proporción adecuada de cada producto. Hoy explicaremos las diferencias más importantes entre fertilizantes orgánicos vs minerales, comprobaréis que las diferencias no son tan extremas como dicen, aunque si que cambia totalmente el modo de lavado de raíces que le haremos a nuestras cepas.

Fertilizantes orgánicos:

Este tipo de abonos cuentan con una procedencia 100% orgánica, la mayoría son obtenidos de extractos de plantas, restos de animales o similares. La mayoría de estos fertilizantes suelen funcionar estimulando los procesos internos de la planta de forma natural, lo que acelera su desarrollo y mejora su capacidad de producción. Para estar catalogado dentro de esta categoría, contamos con el característico certificado de producto 100% biológico, el cual únicamente pasan los productos que superen un exhaustivo examen.

fertilizantes organicos vs minerales foto de guanokalong

Entre estos procesos internos se encuentran algunos tan importantes como la producción de aceites esenciales de la propia planta, responsable de la concentración de terpenos y cannabinoides que esta contenga al final. De esta manera conseguimos maximizar la potencia y el sabor de nuestra cepa, obteniendo un producto de una calidad muy superior, aunque la producción no será demasiado elevada.

Estos abonos son utilizados especialmente por los cultivadores más sibaritas, aquellos que buscan un producto más sabroso y potente, en vez de cogollos inflados y con gran peso.

La producción de resina también es más elevada que en cultivos con abonos minerales o sin abonar, ofreciendo un producto más apto para la extracción de resinas, pues obtendremos un retorno más elevado y de mayor calidad.

Fertilizantes minerales:

Estos fertilizantes buscan maximizar el tamaño y el peso de las flores, aunque no estimulan tanto la producción de azúcares y de aceites esenciales como sucede con los orgánicos. Por este motivo, suelen ser los más utilizados por cultivadores comerciales, ya que en la mayoría de los casos se busca más la calidad, que la cantidad del producto. Dentro de la gama de fertilizantes minerales podemos encontrarnos 2 líneas diferentes, los abonos bio-minerales y los abonos químicos.

Antiguamente no existía diferencia entre estos fertilizantes, para referirse a la línea mineral la gente simplemente decía abonos químicos, aunque a día de hoy podemos afirmar que todos los fertilizantes minerales no contienen componentes químicos.

Tras la regularización en algunos estados de USA, la nueva normativa obligaba a que toda la marihuana que se comercializara dentro de los dispensarios cannábicos, tenía que contar con un reconocimiento que la catalogara totalmente libre de abonos químicos. Esto obligó a las grandes marcas a separar sus productos en diferentes gamas, si querían que sus abonos minerales fueran utilizados en estos nuevos cultivos.

Los conocidos como abonos químicos, están formulados específicamente para conseguir que la planta saque todo su potencial de producción, aunque existe la posibilidad de que puedan dejar metales pesados o componentes químicos en el producto final.

fertilizantes orgánicos vs minerales foto de monster bloom

Lo peor de estos fertilizantes es que al utilizarlos nos veremos obligados a utilizar un limpiador de suelos, para eliminar cualquier resto que pueda quedar en el sustrato o esos componentes quedarían en el producto final, lo que alteraría su sabor, bajaría su calidad y aumentaría su nivel de toxicidad.

Los bio-minerales provienen de extractos minerales, motivo por el que nuestras plantas consiguen asimilarlos tan bien, pues contienen todos los elementos que ellos necesitan en concentraciones muy elevadas. No pueden ser catalogados como orgánicos ya que su procedencia es mineral, pero podemos garantizar que su composición queda libre de estos compuestos químicos, que pueden alterar de forma tan negativa las propiedades de esta planta.

Estos abonos también pueden dejar restos en la composición de las plantas, aunque en un nivel inferior a los comentados anteriormente. Al estar compuesto únicamente por material mineral, puede dejar restos metales pero no químicos, lo que nos facilitará el proceso del lavado de raíces. Si realizamos riegos exclusivamente con agua durante las últimas 2 semanas del cultivo, no será necesario que apliquemos un limpiador de suelos para dejar nuestras cepas libre de estos elementos. En caso de utilizar este limpiador de suelos, podremos continuar con los fertilizantes hasta 10 días antes de cortar, con total garantía de que obtendremos un producto libre de estos compuestos.

 

También es importante recalcar que no por utilizar un fertilizante orgánico vayas a tener la mejor marihuana que nunca has probado, o que por utilizar uno químico el peso de la cosecha va a ser increíble. Un cultivador con la suficiente experiencia conseguirá sabores intensos con un fertilizante mineral, o de la misma forma conseguirá una cosecha pesada con fertilizantes orgánicos, generalizar no es nada recomendable.

Share this Story
Load More Related Articles
Load More In Noticias

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

Ventajas de cultivar tu propia hierba

Rate this post El número de personas que ...

Buscar